• Proyecto Uncharted

¿Qué son los cuarenta bramadores?

Los marineros llaman a las latitudes entre 40 y 50 grados al sur del ecuador los cuarenta bramadores.

Durante la Era de la Vela (alrededor de los siglos XV al XIX), estos fuertes vientos impulsaron barcos a través del Globo, a menudo a una velocidad vertiginosa. Sin embargo, navegar hacia el oeste con mares pesados y poderosos vientos en contra podía llevar semanas, especialmente al rodear el Cabo de Hornos en el extremo sur de América, convirtiéndolo en uno de los pasajes de navegación más traicioneros del mundo.


Gregory Crouch, en su libro Enduring Patagonia los describe con ojos

de montañista, y dice así: “Cortejar estas cumbres es injertar miedo en tu corazón, porque no todo es belleza idílica entre los grandes picos de la Patagonia. Se mantienen firmes ante lo que los marineros llaman "cuarenta bramadores" y "furiosos cincuenta", esa región del hemisferio sur entre los 40° y 60° de latitud sur, conocida por vientos feroces y tormentas. El clima violento se genera sobre los Andes de la Patagonia con vientos huracanados, nubes rugientes y nieve punzante. Enterrada como un estoque en el corazón del océano austral, la Patagonia es una tierra atrapada entre torrentes de mar y cielo.”


Los cuarenta bramadores toman forma a medida que el aire cálido cerca del ecuador se eleva y se mueve hacia los polos. Este movimiento es la manera en que la naturaleza intenta reducir la diferencia de temperatura entre el ecuador y los polos que resulta del calentamiento desigual del sol. Este proceso establece células de circulación global que controlan los patrones de viento a escala global. El aire desciende de regreso a la superficie de la Tierra a unos 30° de latitud (norte y sur). Parte de este aire se desvía luego hacia los polos y la rotación de la Tierra los desvía hacia el oeste, causando fuertes vientos en esta dirección a aproximadamente 40° de latitud. Estos vientos son los cuarenta bramadores.


En el hemisferio norte, estos vientos no tienen el mismo impacto que en el hemisferio sur. Esto se debe a que las grandes masas de tierra de América del Norte, Europa y Asia obstruyen la corriente de aire, mientras que, en el hemisferio sur, hay menos tierra para frenar este viento, en particular al sur de Australia y Sudáfrica, donde sólo la Patagonia obstruye su marcha alrededor del globo.

Mientras que los cuarenta bramadores pueden ser feroces, 10 grados al sur son vientos de fuerza colosal, a los que se les llama los Fuiriosos cincuentas, que azotan el extremo sur de Campo de Hielo Sur y las cordilleras de Sarmiento, y Darwin. ¡Y 10 grados aún más al sur se encuentran los Estridentes sesentas! que tienen su reino en el mar de Drake. Podemos agradecer a los intrépidos marineros de antaño por estos términos exquisitamente descriptivos.


El equipo Uncharted ha vivido estos vientos en carne propia, sintiéndonos pequeños ante una expresión tan intensa y cercana del poder de la naturaleza, el que a veces no nos deja caminar y apenas deja respirar.

Has tenido la experiencia de sentir la furia de estos vientos indomables?


Fuente: NOAA



0 vistas
© 2018 by Uncharted. Proudly created with WIX.COM

CONTACTO

Suscríbete a las novedades de UNCHARTED

Para cualquier consulta, contacte a Camilo Rada Natalia Martinez:

  • Facebook
  • Instagram